Cementerio de Cádiz. San José

Plaza Santo Ángel, s/n, 11001 Cádiz
Teléfono: 956 25 43 02
Horario:
martes Cerrado
miércoles 11:00–13:00
jueves 11:00–13:00
viernes 11:00–13:00
sábado Cerrado
domingo Cerrado
lunes Cerrado
—————————————-

enviar flores tanatorio

Cementerio de Cádiz, San José
Como el resto de los cementerios españoles, el origen de este camposanto se debe a las instrucciones de la Ilustración, cuando Carlos III preocupado por la higiene y la salubridad pública, obliga por cédula real a realizar los enterramientos fuera de la población y de las edificaciones sagradas.
El cementerio de Cádiz ha sido excepcional testigo de los avatares propios de la compleja vida de Cádiz; lo relativo al siglo XIX como Trafalgar, la Guerra de la Independencia, las Cortes, el Trienio Liberal… hasta los propios del siglo XX, como la Guerra Civil Española o la trágica explosión de 1947.
HISTORIA
Inaugurado precipitosamente en el año 1800 a causa de una terrorífica epidemia que arrasó la ciudad. El proyecto original fue encargado a uno de los arquitectos con más renombre de la época, Torcuato Benjumena el cual a pesar de concebir el proyecto con majestuosidad tuvo que optar por realizar una obra más sencilla debido a la escasez de medios aunque dentro de las constantes clasicistas.
A lo largo de los años sufrió innumerables ampliaciones aunque a principios del siglo XX, ya se dieron cuenta de que el espacio del camposanto se estaba quedando falto y sobre todo que su ubicación se encontraba en una de las zonas con más expansión urbanística de Cádiz.
Cuenta con un curioso abanico de noticias de lo más variopintas, como la concesión de una Bula por parte del Papa Pío IX a la capilla de San Miguel Arcángel, la incómoda colaboración entre las autoridades y los académicos por proveer a los alumnos de la Facultad de Medicina los cadáveres, los inicios de las empresas funerarias…
Aunque se sabe que se realizaron enterramientos anterior a 1802 debido a los estragos causados por la epidemia de fiebre amarilla no fue hasta el día 1 de junio de ese mismo año cuando empiezan a constar las inscripciones en el Libro de Asientos del Cementerio, lógicamente lo únicos de los que consta su nombre son aquellos que fueron enterrados en nichos y en sepulturas de mampostería, los anónimos sólo consta la fecha de enterramiento y el lugar de procedencia.
Las exequias y funerales tampoco se escapaban de la escala social, así pues aunque todos tenían “derecho” a entierro estaban claramente diferenciados; los “desvalidos y desamparados” se les daba oficio de sepultura o responso y sus abatidos familiares o amigos conducirían al finado en el modo que les sea más digno posible. A partir de aquí, todos estaban obligados a pagar por su entierro, dependiendo de su poder adquisitivo y de la fastuosidad y ceremonia que quisieran.
Durante el Trienio Liberal (1820-1823) se realiza una nueva regulación sobre los cementerios no católicos. Hasta ese momento, estaban excluidos de ser enterrados en los cementerios públicos todo aquel que fallecía fuera del seno de la iglesia. La ley canónica era bastante estricta a la hora de excluir a toda una serie de personas de la sepultura católica, incluso eran denominados parias, entre ellos se encontraban: los paganos, judíos, infieles, herejes, apóstatas de la fe cristiana, suicidas por desesperación o ira (éstos diferenciándose de los que están locos, que sí tenían enterramiento cristiano), pecadores públicos, niños fallecidos sin bautizar…
Sin embargo esto cambio gracias a la Real Orden de 3 de noviembre de 1831 en la que autorizaba a las familias adquirir los terrenos pertinentes y poder enterrar a sus seres queridos con el debido decoro.
Aunque no fue hasta 1873 ya durante la Primera República cuando se consideró reconocer el libre ejercicio de cualquier religión y a consecuencia de ello, la Comisión del Cementerio comunicó que no existía causa alguna para impedir el enterramiento en el Cementerio General de los habitantes que fallecieran fuera de la religión católica.
A lo largo de la primera mitad del siglo XX, el aumento de la población gaditana hace que surja la idea de trasladar el cementerio fuera. Al principio el terreno se hallaba ubicado entre El Chato y Torregorda, teniendo características más que favorables para su construcción, comprendían una serie de dependencias como una capilla, sala de autopsias, horno crematorio, almacén, viviendas de personal, cementerio civil…
Sin embargo, la Junta de Sanidad al mes a través de un nuevo informe anuló la aprobación inicial, argumentando que la calidad del suelo no era permeable y la descomposición de los cuerpos no iba a tener lugar. Aún así, cinco años después se creó otra comisión para que estudiara la construcción de un nuevo cementerio, pero sus resultados no tuvieron mayor trascendencia.
Hacia 1964, se volvió a retomar la idea de la construcción de un nuevo cementerio, esta vez el lugar elegido será La Salina de San Félix, su suelo, fango arcilloso y un informe favorable realizado por el Instituto Hidrográfico de la Marina sobre la intensidad del viento hacía contemplar que este proyecto se iba a realizar sin problemas. Pero, una vez más el Consejo de Sanidad de Cádiz estableció una serie de razones por las cuales se acabó reconociendo que el proyecto no vería la luz.
Por fin, por acuerdo del Pleno Municipal en 1992, el Ayuntamiento de Cádiz acordó la suspensión de enterramientos en el cementerio de San José, teniendo en cuenta que el recinto después de tantos años y distintas remodelaciones había llegado al agotamiento de su capacidad total. Se acordó iniciar el expediente de clausura definitiva, la exhumación y inhumación o incineración de los restos. Al mismo tiempo se concedía un plazo de tres meses para que los familiares de los fallecidos pudieran obrar en consecuencia.
El solar que ocupa el cementerio, una vez desalojado se destinará a un uso deportivo y cultural al que llamarán Parque del Descanso, para que no se pierda en la memoria de los gaditanos dónde se hallaba su cementerio con más de 200 años de historia.
El actual cementerio se encuentra ubicado en Chiclana de la Frontera, mancomunado con algunas de las poblaciones cercanas a la ciudad de Cádiz.
PERSONAJES ILUSTRES
FOSA COMÚN
Se encuentra bajo plancha de cemento y nichos, no tiene una localización exacta, se sabe que existe pero no se sabe donde exactamente. El cementerio está a punto de cerrarse definitivamente, tras lo cual se construirán casas y una plazoleta de uso público.
Víctimas: Desconocido
Relato Histórico
El golpe de Estado tuvo su comienzo en la Diputación de Cádiz, donde unos pocos personajes ilustres y otros desconocidos resistieron estoicamente la presión de los sublevados, hasta que por fin tomaron dicha Diputación.
A partir de ese momento se inició una cruel represión que se encaminaba a eliminar todos los elementos peligrosos para el nuevo régimen que se iba a establecer.
La represión en Cádiz fue tan feroz que sumió a la ciudad en la pobreza, el hambre y el paro en casi su totalidad.
Las víctimas en Cádiz junto con San Fernando ascienden a un número de 1100 personas, según las investigaciones de Alicia Domínguez Pérez.
LEYENDA
La Leyenda de Don Rosendo
De todas las historias de fantasmas que han pasado por Cádiz, la más c
uriosa es la leyenda de Don Rosendo, considerado el habitante más antiguo del antiguo cementerio de San José de Cádiz. Según parece, era un antiguo habitante de la ciudad de Cádiz y sobre él hay toda clase de leyendas e historias.
Para empezar, la tLA LEYENDA DE DON ROSENDOumba de don Rosendo tenia escrita en sulapida la fecha de su muerte, 19 de julio de 1876, durante toda su estancia en este lugar siempre tenia flores frescas todos los días. Según los trabajadores del cementerio era muy popular y recibía a
innumerables visitantes durante todo el año.
El origen de la leyenda es difuso, unos dicen que era don Rosendo de Vicente y Vicente, gaditano anónimo, que le atribuyen buena suerte al que le rece. El culpable de esto es un conocido carnavalero y trabajador del cementerio Josaquín Garaboa “el Quina” que dijo que le hizo un milagro cuando un día lo vio paseando por el cementerio.
Otra leyenda apunta que era un medico y filántropo llamado don Rosendo Vicente y Vicente que murió humilde por que no solía cobrar a los pobres de la ciudad en su tienda y la ultima leyenda que se le atribuye, habla que no era gaditano sino que su origen era un montañés, propietario de una tienda de ultramarinos de la ciudad, filántropo y que daba alimentos a los pobres de la ciudad de Cádiz.
Rosendo Vicente y Vicente nació en la guardia (Pontevedra) en 1808, a los 13 años llegó con su familia a Cádiz. Sus padres eran Ignacio y Francisca y tenia varios hermanos. Había fallecido en la calle Horno de Candelaria número 28 a las 17 horas. Tenía el nicho en propiedad, por lo que se deduce que era rico.LA LEYENDA DE DON ROSENDO2
La mayoría de los trabajadores del cementerio siempre dicen que la presencia de don Rosendo se ha hecho siempre patente en el cementerio. Multitud de visitantes han visto ha este señor vestido como principio de siglo, paseando por las calles del cementerio.
Sin embargo, desde que el cementerio dejo de funcionar y esta siendo demolido, su presencia se dejo de sentir, principalmente cuando los restos de don Rosendo se trasladaron al cementerio mancomunado de Chiclana, en la capilla del camposanto frente ha otros ilustres gaditanos de la ciudad.
El encargado del cementerio fue el responsable de abrir el nicho por primera vez en 134 años, la humedad y el tiempo adelantaron su descomposición y los restos se convirtieron en polvo al contacto con el aire. Las partículas calcáreas de hueso en descomposición y un pequeño fémur son los únicos restos encontrados antes de su traslado.
Actualmente, ningún trabajador del cementerio de Chiclana tiene todavía constancia de que don Rosendo se pasee por los pasillos del cementerio mancomunado.
Fuente: Ocultismo Cádiz 3000

Otras instalaciones en la misma provincia:

Tanatorio Servisa El tanatorio Servisa de Cádiz tiene un total de 7 salas velatorio que discurren a lo largo de un amplio hall rodeado de amplios ventanales q...
Tanatorio – Crematorio Sanlúcar El Tanatorio de Sanlúcar de Barrameda cuenta con cuatro salas velatorio acondicionadas y equipadas para procurar el bienestar de sus usuario...
Tanatorio Memora El Puerto de Santa María Tanatorio de 2400m2 perteneciente al grupo mémora y que fué inaugurado en 2010. Consta de cuatro salas de vela, las cuales han ...
Tanatorio Jerez de la Frontera El Tanatorio de Jerez de la Frontera, cuenta con 9 salas velatorio acondicionadas y equipadas para procurar la comodidad de los usuarios que...
Tanatorio de San Roque El Tanatorio de San Roque, inaugurado en el año 2007, cuenta en su interior con tres salas velatorio equipadas con aire acondicionado y acon...
Tanatorio de Jimena de la Frontera El Tanatorio Municipal de Jimena de la Frontera cuenta con 3 salas velatorio perfectamente equipadas y acondicionadas para comodidad de sus ...
Tanatorio Sanlúcar Tanatorio con servicio 24 horas. Dispone de exposición de arcas, urnas y lápidas, Salas de máximo confort para atender familiares y amigos,...
Tanatorio de Los Pinos El Tanatorio de Los Pinos en Algeciras lleva en funcionamiento desde el año 2001. Cuenta en sus instalaciones con 5 salas velatorio equipada...
Crematorio de Cadiz El crematorio de Cadiz se abrió al público en 2007. Se trata de un complejo funerario con tanatorio y crematorio. SERVICIOS Este crema...
Tanatorio de Cádiz DESCRIPCIÓN El tanatorio municipal de Cádiz es un curioso edificio se combinan la madera, el cristal y el acero, que le dan un aspecto mode...
Tanatorio – Crematorio de Conil El Tanatorio de Conil está en funcionamiento desde el año 2011. Cuenta con dos salas velatorio equipadas con aire acondicionado y las comodi...
Tanatorio San Fernando Cádiz ¿Dónde se encuentra situado?  El tanatorio San Fernando Cadiz MÉMORA está situado en la calle Hiladores, número 15, en San Fernando. Situ...
Tanatorio de La Janda El Tanatorio de La Janda de Medina-Sidonia, fue inaugurado en el año 2009. Cuenta en su interior con dos salas velatorio equipadas con aire ...
Tanatorio de Cádiz – ASV El tanatorio municipal de Cádiz es un curioso edificio se combinan la madera, el cristal y el acero, que le dan un aspecto moderno y singula...
Tanatorio Crematorio Villamartín El Tanatorio de Villamartín cuenta en sus instalaciones con dos salas velatorio y horno crematorio. Las salas están equipadas con aire acond...
Tanatorio de Alcalá del Valle El Tanatorio de Alcalá del Valle lleva en funcionamiento desde el año 2013. Cuenta con dos salas velatorio equipadas con aire acondicionado ...
Tanatorio Virgen Del Rosario En la Avda. Ronda de Vigilancia, frente a la Bahía de Cádiz, se alza el Tanatorio Virgen del Rosario de Mémora, un edificio de dos pla...
Tanatorio El Puerto de Santa María – Albia El Tanatorio de El puerto de Santa María, Grupo Albia, cuenta con 4 salas velatorio acondicionadas y equipadas para atender las necesidades ...
Tanatorio de Tarifa El Tanatorio de Tarifa lleva en funcionamiento desde el año 1998. Cuenta en su interior con dos salas velatorio equipadas con aire acondicio...
Tanatorio Benalup-Casas Viejas El Tanatorio Municipal de Benalup-Casas Viejas cuenta con tres salas velatorio equipadas con aire acondicionado y acomodadas para procurar e...